fbpx
En qué 13 situaciones las sesiones de Coaching nos pueden ser ¡muy útil! Parte II
1363
post-template-default,single,single-post,postid-1363,single-format-standard,cookies-not-set,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

En qué 13 situaciones las sesiones de Coaching nos pueden ser ¡muy útil! Parte II

Siguiendo con las 13 situaciones en las que los Coach y los Centros de Coaching nos pueden ir de maravilla, ¡seguiemos con ellos!

  1. Mejorar habilidades sociales y comunicativas: Trabajar para mejorar las habilidades sociales nos permitirá lograr una mayor confianza en nosotros mismos y hacer valer nuestra voz. Tener consciencia de todo aquello que podemos aportar es una pieza clave para generar el cambio en tu ámbito social. Además, mediante diversos ejercicios y dinámicas, el Coaching focaliza su atención en la comunicación asertiva, así como también el reforzar nuestra autoconfianza y autoestima.
  1. Aprender a tomar decisiones y resolver conflictos: Ante estas situaciones hay dos factores que nos impiden actuar acertadamente. Por un lado están nuestros miedos, como el miedo al fracaso, pero también encontramos pensamientos que nos limitan. Éstos son sin duda los dos ámbitos con los cuales las sesiones de Coaching te ayudaran a desbloquear estas barreras que muchas veces nos ponemos a nosotros mismos. Aprender a gestionar estas situaciones de conflicto interno recae en resolver la falta de confianza en uno mismo.
  1. Para aprender a valorarte y ganar confianza en uno mismo: Demasiadas veces somos cómplices de las exigencias de la sociedad actual. La falta de autoestima y confianza en uno mismo recae casi en su totalidad en cómo nos vemos nosotros mismos. Desde el Coaching se trabaja la valoración personal mediante pensamientos positivos, aplicando técnicas de educación emocional y entendiendo que la autoestima es algo que uno mismo construye, ajeno a las comparaciones con los otros.
  1. Para encontrar tu vocación real: Éste es sin duda un proceso difícil, pues conlleva un trabajo tanto de autoestima como de sinceridad con uno mismo. Encontrar esa vocación real, aquello con lo que destacamos y podemos ofrecer lo mejor de nosotros, sobretodo en el ámbito profesional no es fácil. Aun así, el Coaching pone en relieve la importancia de la autorrealización para lograr ser felices y sentirnos satisfechos. De esta manera, la figura del Coach puede ayudarte a encontrar, dentro de ti, tu propósito vital.
  1. Mejorar tu relación de pareja: Muchos de los conflictos que surgen en las parejas son fruto de la falta de autoestima y autoconfianza de alguno de los miembros, o de los dos. En demasiadas ocasiones lo que ocurre es que ponemos todos nuestros miedos y pensamientos negativos en la relación misma, impidiendo que siga su ritmo y siendo nosotros mismos los principales actores del fin de nuestra relación. El Coaching permite abordar la comunicación en la pareja, generando un espacio de seguridad y en el cual ambos miembros son capaces de expresarse con total sinceridad sin dañar al otro, es decir, teniendo en cuenta sus emociones. Este espacio además, permite poner los miedos de cada uno en la mesa, para poder trabajarlos e iniciar un proceso de autovaloración con el que ganaremos una mayor autoconfianza. Ésta será el elemento más importante para abordar y construir relaciones sanas.
  1. Aceptación del cambio: Comprender que hay muchísimas cosas que se escapan de nuestras posibilidades nos permitirá comprender que el cambio es continuo y que hay que aceptarlo. A veces sufrimos al asumir responsabilidades que no forman parte de nuestro alcance y que debemos aprender a delegar. De la misma forma, también existen cambios que generamos nosotros mismos y en los cuales nosotros somos el principal motor. En éstos la figura del Coach cobra una especial importancia. Al trabajar sobre nosotros mismos descubrimos deseos ocultos, barreras que nos impiden realizar nuestros sueños. Es por eso que las sesiones de Coaching nos ayudan a aceptar los cambios que van surgiendo, como gestionarlos para garantizar el mayor éxito posible.
  1. Encarar un diálogo complicado: Ya sea con tu superior, con tu pareja o amigos hay muchas conversaciones que evitamos, dejándolas de lado con el paso del tiempo. Por eso, con el Coaching, encontraremos la motivación que nos falta para afrontar estas situaciones, trabajando con técnicas de comunicación y gestión de las emociones, que nos aportarán herramientas para desenvolvernos y abordar positivamente estos diálogos complicados.

 

¿Te has sentido reflejado en alguno de los trece puntos? Si crees que necesitas la ayuda de un Coach o Centro de Coaching para mejorar cualquiera de estos aspectos, contacta con CTG Coaching, Centro de Coaching en Barcelona con la certificación PPC.

 

Si te has perdido la parte I de este mismo post: En qué 13 situaciones las sesiones de Coaching nos pueden ser ¡muy útil! Parte I

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

A %d blogueros les gusta esto: