fbpx
Cómo entrenar tu mente para conseguir una vida sana a través del coaching
1113
post-template-default,single,single-post,postid-1113,single-format-standard,bridge-core-2.6.7,qode-page-transition-enabled,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-25.3,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.6.0,vc_responsive
 

Cómo entrenar tu mente para conseguir una vida sana a través del coaching

Seguramente habrás escuchado decir en más de una ocasión que los pensamientos negativos pueden afectar a nuestro bienestar, no solo mental sino también físico. Los expertos en salud mental insisten en la importancia de tener pensamientos positivos para mantener un buen equilibrio emocional y físico.

Pero, ¿por qué afectan los pensamientos a nuestra salud? La respuesta está en el funcionamiento bioquímico del cerebro y es lo que vamos a explicar en este artículo.

 

CÓMO SE PRODUCEN LAS SENSACIONES Y EMOCIONES EN EL CEREBRO

La actividad mental, los pensamientos, las emociones, los sentimientos no son más que el flujo de actividad que se produce en las conexiones neuronales, que tienen el hipotálamo como “base de operaciones”.

Cuando nuestro cerebro crea pensamientos recurrentes mediante las conexiones neuronales, el hipotálamo segrega unas hormonas, denominadas péptidos, que están vinculadas a dichos pensamientos. Así, se producen una serie de combinaciones químicas en consonancia con nuestras ideas dando lugar a las emociones y sensaciones. Este proceso es el que hace que nos sintamos alegres, tristes, enfadados o nerviosos.

El hipotálamo, por tanto, produce hormonas específicas para cada proceso mental: nos hace sentir placer, nos calma o nos estresa.

 

CÓMO AFECTAN LAS EMOCIONES A LA SALUD

Si no tenemos en cuenta este proceso bioquímico y producimos pensamientos negativos sobre nosotros mismos una y otra vez, las hormonas segregadas alteran nuestro organismo llegando a producir enfermedades físicas.

Por ejemplo, cuando no sentimos alerta, el hipotálamo produce las sustancias químicas necesarias para responder a lo que el cerebro interpreta como peligro inminente. Esto es positivo en situaciones reales en las que nuestra vida pueda estar en riesgo. En cambio, si la situación no es de peligro real sino que se trata de estrés, prisa o ansiedad el cerebro segrega las mismas hormonas pero de forma continuada, todos los días. Al cabo del tiempo, este exceso de hormonas llega a intoxicar nuestro cuerpo, puesto que no las liberamos con una acción lógica de respuesta a una situación de peligro (huir, por ejemplo).

Esa acumulación es la causa de muchas enfermedades, como infartos, úlceras gastrointestinales o hipertensión. Además, el sistema inmunitario se ve afectado y no puede luchar contra virus o bacterias. Esto da lugar a agotamiento, infecciones, gripes, alergias…

Pero tal y como el objetivo de este post, no todo es negativo así que de igual modo, nuestro cerebro trabaja las ideas positivas, la confianza en nosotros mismos y la paz interior produciendo endorfinas en el cerebro, unas hormonas que actúan de forma totalmente contraria a las que producen enfermedades.

 

CÓMO CAMBIAR NUESTROS PENSAMIENTOS

La clave para que nuestro cerebro no produzca un exceso de este tipo de sustancias está en conocer y controlar nuestros pensamientos y procesos mentales.

Aprender a identificar los pensamientos negativos y sustituirlos por otros positivos es un ejercicio necesario que se aprende con la práctica. En este sentido tu coach personal te puede ayudar a conocerte y a saber qué pensamientos utilizas ante cada situación de la vida (del tipo “lo hago todo mal”, “tengo que…”, “no soy lo suficientemente bueno/a para este trabajo» etc.”).

Ahora que ya conoces cómo funciona tu cerebro, si necesitas una sesión de coaching en Barcelona para cambiar tu mecanismo de pensamientos recurrentes, no dudes en contactar con CTG COACHING. Estaremos encantados de ayudar a controloar tu mente mediante tus propios pensamientos con técncias de coaching.

 

CÓMO CAMBIAR NUESTROS PENSAMIENTOS

La clave para que nuestro cerebro no produzca un exceso de este tipo de sustancias está en conocer y controlar nuestros pensamientos y procesos mentales.

Aprender a identificar los pensamientos negativos y sustituirlos por otros positivos es un ejercicio necesario que se aprende con la práctica. En este sentido tu coach personal te puede ayudar a conocerte y a saber qué pensamientos utilizas ante cada situación de la vida (del tipo “lo hago todo mal”, “tengo que…”, “no soy lo suficientemente bueno/a para este trabajo» etc.”).

Ahora que ya conoces cómo funciona tu cerebro, si necesitas una sesión de coaching en Barcelona para cambiar tu mecanismo de pensamientos recurrentes, no dudes en contactar con CTG COACHING. Estaremos encantados de ayudar a controloar tu mente mediante tus propios pensamientos con técncias de coaching.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

A %d blogueros les gusta esto: